Vale de 30 euros

#Noticias Blog 31 enero 2021

Después de mirar dentro de la nevera mil veces y no encontrar nada, bajó a preguntarle a Mari donde tenía la bandeja de la masa de las croquetas.


-En la nevera, dentro de la manga pastelera.


-¿En la manga pastelera? No lo había oído en mi vida.


-La última vez que fui a Barcelona vi cómo lo hacía Joan y me pareció una super buena idea. Cuando has hecho la masa la metes en la manga y dejas enfriar, tan solo has de cortarla según el tamaño que quieras hacer las croquetas y así aprovechas todo y no ensucias tanto. Después las pasas por el pan rallado que ya tenías en una bandeja, por el huevo batido y vuelta al pan rallado. Las que no voy a freír, las congelo separadas y así no me quedan pegadas en un mazacote.


-Pues es muy buena idea. ¿Y donde compras las mangas? 


-Una  clienta hace días que me dijo que qué tal la Thermomix® , que ella se quería comprar una. Le di el teléfono de Joan y le hizo una demostración por video llamada. No se si mi clienta la comprará, pero él me envió un vale por 30€ para comprar en la tienda online de Vorwerk. Así que he comprado las mangas pasteleras y un molde para bizcochos que entra en el Varoma.


-Pues mira que bien. A ver si le doy yo un contacto y me llega a mi un vale de esos. Me subo y le doy a las croquetas.


Pasada una hora ya estaba la mesa dispuesta y se preparaban para ponerse a comer.


-Bueno pues ¿que ha pasado con Mariano?


-Con el avance de información que te ha hecho la señora Patro tengo poco que añadir. Lleva desde principio de semana en Zuera y no sabemos cómo va a acabar, pero pinta mal. Este hombre es un inconsciente que se deja deslumbrar por el dinero. Ahora ha dejado su hogar destrozado, mi tía Carmen no hace más que llorar y no sabemos qué hacer. Piensa que eso cómo mínimo son diez años de cárcel.


-¡Menudo panorama! Pero ya es mayor, así que ahora ha de apechugar.


-Supongo que nos tendremos que acostumbrar. La cosa está difícil. No me quiero extender con esto.  ¿Has pensado algo para el Galentine's day? Podíamos hacer una quedada con Raquel, Luisa, Conchi y Pili.


-Pues si,  lo había pensado. Ya se que es una americanada, pero es simpática. Lo podemos hacer en casa de Pili. Le vamos dando unas vueltas.


De repente sonó el teléfono de Mari.


-¡Hola Raquel!.


-¡Hola Mari!. ¿Qué tal? Te llamo para decirte que Gabi pasará a buscar morcillas y ternasco, tengo una invitada muy especial y quiero quedar bien. Un cuarto entero y me lo apañas bien. Irá mañana.


-Pues así será. Besicos - tras colgar, preguntó-  ¿Ana, querrás café?


- Cortado.


Se quedaron hablando hasta que Mari tuvo que bajar de nuevo a la carnicería.


Ana se marchó y bajó avenida abajo parándose prácticamente en cada escaparate. ¡La de tiempo que no paseaba tranquilamente! Fue a la biblioteca, eligió un libro y se retiró en su casa. Preparó  un té y empezó a leer.


sigue el relato desde aquí