Champiñones dorados. (Alta temperatura)

#Técnicas básicas 15 enero 2021

 Foto cocina delirante.


Estaba a punto de empezar un directo por Zoom. Hay que buscar un buen ángulo para que se vean bien tanto los productos que van a cocinar como el Thermomix® . Le gustaba tenerlo todo preparado con anticipación. Aún así en el último momento siempre ocurría algo.


Hoy hablaría de la alta temperatura en el Tm6. Hay una colección en cookidoo que le fascina,  Básicos para dorar. La receta elegida para hablar de la colección era Champiñones dorados.


El día que presentaron el nuevo modelo de Thermomix® en Granada, casi se muere del pasmo, en ningún momento esperaban un nuevo modelo.


Como era sábado, se había levantado temprano para ir al mercado de proximidad que hacen en el centro histórico de Cardedeu. No hay muchas paradas, pero las frutas y verduras son cultivadas en su mayoría por los mismos que las venden. Para Joan es algo litúrgico, sale con su carro de la compra atravesando casi todo el pueblo, pero haciendo una serie se paradas ineludibles. Primero visita a Adriana en su cafetería donde desayuna, después va recorriendo los diferentes comercios hasta que lo tiene todo en el carro. El colofón  es visitar a Marina, donde compra flores y allí ya vuelve a casa. 


Pero este sábado fue diferente. Cuando estaba tomando un café con leche vio entrar a Lola. Había sido compañera de trabajo en Barcelona. Los dos eran educadores sociales y se vieron implicados en un robo que ninguno de los dos había cometido, pero cual sacerdotes, decidieron guardar la confesión de Jairo, un padre de familia que se veía abocado a realizar pequeños hurtos para dar de comer a sus hijos. Ambos lo sabían, pero siempre evitaron hablar del tema. En una ocasión Jairo tuvo la mala fortuna de ir a uno de los supermercados donde solía actuar y esta vez se excedió con el valor de la mercancía. Escapó y fue a buscar a sus pequeños al centro de menores donde trabajaban Lola y Joan, y les dejó toda la mercancía en el despacho.


Cuando Joan estaba rememorando lo sucedido su mirada se cruzó con la de Lola. Ella sonrió y se acercó a la mesa.


-¡Joan! ¡Que alegría! Dijo Lola.


Se abrazaron y Joan la invitó a sentarse. La charla se hizo larga.


Clica para seguir la historia