Tarta tatin de tomates

#Masas, panes y repostería 03 agosto 2020



Super receta de la revista de julio de Thermomix® , con pocos ingredientes podemos hacer una maravillosa tarta salada deliciosa.


Para los que no lo sepan, la tarta Tatin es una tarta al revés, es decir, para su elaboración los ingredientes se ponen debajo y la masa encima, y luego una vez hecha al volcarla para servir quedan los tomates encima.


Ingredientes: 


Masa:


200 g de harina de trigo


100 g de mantequilla en trozos


65 g de agua helada


Media cucharadita de sal


Relleno y montaje:


350 g de tomates de ensalada


20 g de aceite de oliva


1 diente de ajo


30 g de azúcar moreno


6-8 hojas de albahaca fresca


1 cucharadita de orégano


1 o 2 pellizcos de sal


1 o 2 pellizcos de pimienta molida


1 cucharada de mostaza


Preparación:


- Pon en el vaso la harina, la mantequilla, el agua helada y la sal, programa 20 segundos/ velocidad 6. Con la masa haz una bola y envuélvela con film transparente y resérvala en la nevera durante unos 30 minutos. 


- Para el relleno corta los tomates en rodajas finas (1-2 mm) y resérvalos.


- Precalienta el horno a 200ºC. Prepara un molde de quiche redondo de unos 28 cm y engrasalo con un poquito de aceite de oliva.


- Pon en el vaso el ajo, el azúcar moreno, la albahaca, el orégano, el aceite, la sal y la pimienta y programa 10 segundos/ velocidad 7 para triturarlo todo, y pon la mezcla en el molde preparado esparciéndolo por encima de todo el molde. Coloca encima las rodajas de tomates superpuestas en capas, comenzando desde el centro hacia los bordes.


- Con el rodillo estira la masa en un papel de horno espolvoreado con harina hasta que formes un círculo del tamaño del molde, unta por encima de la masa una cucharada de mostaza y gira el papel poniendo la masa por la parte que lleva la mostaza por encima del tomate, metiendo los bordes por los lados. Pincha la masa con un tenedor para evitar burbujas de aire.


- Hornea durante 20-25 minutos a 200 ºC hasta que la masa esté dorada. Despega los bordes con un cuchillo y desmolda dándole la vuelto sobre un plato de servir para que queden los tomates en la parte de arriba y la masa hacia abajo.


Se puede servir caliente o frío, y se puede decorar si os gusta fría con queso feta o mozzarella y servir con ensalada de brotes tiernos.


Es una delicia, os la recomiendo!